¿Nos autoriza a instalar cookies durante su navegación por Estrategia del Contenido?

“Definiendo el esquema de enlaces en la guía de publicación” entrada del blog corporativo de Estrategia del Contenido

Comunicación eficaz, competitiva y sostenible

Consultoría / externalización:
Periodismo de Marca, Estrategia de Contenidos, Semantic SEO y Content Marketing

Ruta de la página y presencia en Redes sociales

Buscador interno

Si le resulta más cómodo, puede utilizar también las opciones opensearch en este website

Buscador
Blog

Definiendo el esquema de enlaces en la guía de publicación

Fotografías, vídeos, presentaciones
Los links son escasamente usados, según las estadísticas. Foto: T. Muza

¿Quién no se ha tropezado, en la página que le interesa leer, con un primer párrafo recargado de hiperenlaces salientes? Es el típico párrafo de entradilla que combina el texto plano, en redondilla, con la indicación escandalosa del enlace, en otro color, en negrita y subrayado.

El esquema uniformiza el discurso, crea estilo y mejora la comunicabilidad

Plantea dos niveles de lectura y ninguno es satisfactorio. Al ojo le cuesta seguir el hilo argumental, porque va tropezando con islas de colorín en cada enlace. Y tampoco se puede realizar una lectura saltando de link en link, porque no guardan ninguna relación sintáctica entre sí.

Si, además, el texto ha sido editado por alguien que no es el autor y se le ha ocurrido destacar alguna expresión en negrita, se ha generado un tercer nivel de lectura que expulsa directamente el espectador hacia el segundo párrafo, buscando un oasis donde descansar la vista.

Política de uso de los enlaces en el cuerpo de texto de la página web

Para evitar textos inaprensibles, las guías de publicación que forman parte de la documentación que se entrega en una estrategia de contenidos pueden contener un esquema de enlaces en el cuerpo de texto que define su política de uso. El esquema contribuye a la uniformización de los criterios de redacción, generando un estilo propio de la marca, y a mejorar la comunicabilidad del contenido.

El cuadro recoge las distintas utilidades del enlace, sus características en el discurso narrativo y su aportación de valor al contenido. Define qué enlaces y en qué condiciones se pueden utilizar y, expresamente, cuando hay que prescindir de ellos.

El análisis es fruto de la experiencia en la explotación del contenido en el propio sitio web y también en los criterios generales de usabilidad del cuerpo de texto. Las utilidades más reconocidas de los enlaces en un texto son seis:

  1. Funcionalidad. Se dirige al usuario hacia un formulario, el documento que debe descargar, el botón de compra, etcétera. El clic puede ser obligado para culminar el proceso de aprehensión del contenido u opcional. Si forma parte de una ruta de navegación, suele incluirse al final del texto correspondiente.
  2. Complemento. La información enlazada tiene una relación tangencial con el hecho o concepto explicado. Sirve para saciar la necesidad extraordinaria de información del lector, pero es prescindible.
  3. Autoridad. Se enlaza con el fragmento o página adecuado para dotar de autoridad a la tesis propia, reforzándola intelectualmente por adición o refutación.
  4. Referencia. Se apunta de forma global a la dirección genérica en la que se encontrará el contenido que apoya el discurso propio. En ocasiones, se apunta únicamente a la dirección personal del autor que actúa como referente. En este blog usamos los perfiles de Twitter, que permiten un contacto directo con el autor referido.
  5. Pedantería. Los enlaces son gratuitos, excesivos o rebuscados y no complementan la información del cuerpo principal de texto, ni actúan como referente o autoridad. En determinadas circunstancias pueden ser útiles y no hay que descartarlos de entrada.
  6. Reciprocidad. La única intención del enlace es lograr la reciprocidad desde la página del destinatario, o el agradecimiento y difusión en redes sociales. Se pretende mejorar el posicionamiento web o aumentar el alcance de la difusión del contenido.

Para cada una de estas utilidades, el cuadro contrapone distintas características del modelo de discurso que define la estrategia de contenidos. El cruce de los datos se convierte en una lista de acciones permitidas y prohibidas para dar cohesión al mensaje del sitio web.

Factores de valoración para contenido medular o coyuntural

Cada uno de los factores de análisis es abierto, admitiendo una cierta gradación en la respuesta o prohibiendo taxativamente su uso:

  • Vigencia. El contenido enlazado puede ser definitivo o temporal. El autor puede sospechar que en el medio plazo la dirección URL puede desaparecer. El cuadro puede exigir el uso del atributo rel con valores noindex y nofollow en aquellos enlaces de posible desaparición. El objetivo es evitar errores de estado 404 que perjudiquen el sitio web.
  • Densidad. Se tiene en cuenta la estructura del cuerpo de texto y de las piezas auxiliares (despieces y secciones auxiliares) para definir el volumen de carga de los enlaces. Generalmente se propone un reparto a lo largo de todo el texto. Los funcionales, al final. Los complementos, en las piezas de contenido secundario. Cuando se producen concatenaciones de más de cuatro enlaces, el texto debe convertirse en una lista.
  • Citación directa. Se establece el protocolo que se utilizará para enlazar los textos de autoridad o referencia en las citas directas, cuando forman parte de texto entrecomillado (q) y en bloques de texto extenso (blockquote). El estándar tecnológico HTML5 ofrece distintas posibilidades con valor semántico distinto para los bloques.
  • Citación indirecta. Sirve para indicar si se prefiere la nota al pie, la referencia bibliográfica en un snippet semántico, el enlace al perfil de contacto del autor citado o la cita con su obra referente.
  • Procedencia. Fija las condiciones para enlazar el contenido en el sitio propio y en sitios ajenos. Una buena opción cuando el contenido es externo consiste en el uso de los atributos target en modo _blank y rel con valor external. El primero indica que el contenido se abrirá en una ventana nueva del navegador, sin perder el origen. El segundo indica a los robots de buscadores y navegadores de dispositivos móviles que el contenido está alojado en lugares no controlados, actuando como exención de responsabilidad y evitando la precarga de contenido.
  • Repetición. La reiteración del enlace usado de forma redundante puede ser un recurso persuasivo, pero también generar cierta frustración en el usuario. En ocasiones puede ser interesante. El cuadro determinará en qué condiciones se puede usar la fórmula.

Las intersecciones entre ambos criterios, en el cuadro, se llenan de ejemplos de uso autorizado y de indicaciones tecnológicas muy simples, para copiar y pegar en el código fuente, que agilicen la construcción del contenido.

También es posible encontrar una subdivisión para cada celda de la tabla, en la que se indiquen las fórmulas correspondientes al contenido medular y el contenido coyuntural del sitio.

Añadir un comentario

Regístrese con Twitter

Para comentar necesita una cuenta de Twitter y registrarse con el botón situado a la izquierda. Así no tendrá que recordar claves de usuario. El sistema publicará un tuit por usted con el comentario.